Santiago Cafiero, jefe de Gabinete del presidente Alberto Fernández, habló esta mañana sobre el banderazo de ayer, las marchas que tuvieron lugar en distintos puntos del país contra las medidas decretadas por el Gobierno, y aseguró que si bien entiende los distintos reclamos, no es momento de exponerse y poner en riesgo la salud pública. Además, advirtió sobre los episodios de violencia: "Si se empieza a instalar un discurso de odio, hay que desarmarlo rápidamente".

En diálogo con Radio con vos , el funcionario aseguró: "Entendemos las necesidades, algunas atendibles y otras un poco más difusas, pero no podemos dejar de lado la situación desde el punto de vista epidemiológico". Además insistió en que todos los argentinos estamos haciendo un esfuerzo muy grande y que por ello hay que intentar encontrar otro mecanismo para manifestar preocupaciones, angustias y reclamos, "que no implique ponerse en riesgo".

Sobre los incidentes que se registraron en el Obelisco, que involucraron a manifestantes que atacaron a un grupo de periodistas, Cafiero insistió: "Si se empieza a instalar un discurso de odio, hay que desarmarlo rápidamente, porque si no sucede lo que pasó ayer: se agrede al que piensa distinto. Eso es repudiable y no contribuye para nada a la democracia, mucho menos a la reconstrucción que tenemos que hacer los argentinos cuando pase el coronavirus".

El jefe de Gabinete asimismo explicó la diferencia entre los reclamos que reciben como aceptables y aquellas consignas de las protestas que aún no consiguen entender. "La pandemia nos hizo tomar medidas de cuidado y de cuidado de económico.

Hizo estragos en la economía. Muchos de los reclamos tienen que ver con la economía, esos los fuimos atendiendo en el tiempo. Este es un gobierno que escucha. Pero en la manifestación de ayer hubo cuestiones más difíciles de decodificar, cuál es la demanda cuando se habla de dictadura, ahí nos cuesta interpretar", aseveró.

Fuente: La Nación

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry