El Ministerio de Trabajo dictó la conciliación obligatoria en el conflicto que enfrenta a la Unión Tranviarios Automotor (UTA) con las empresas de transporte.

La UTA lanzó la medida ante la negativa de las empresas a otorgar a los trabajadores un bono de $ 25.000 en el marco de su reclamo para adelantar la revisión paritaria.

Tras el levantamiento del paro, las negociaciones continuarán mañana, en otra audiencia que se celebrará en la cartera laboral.


COMPARTIR