El gobierno de Vladimir Putin respondió ante la falta de segundas dosis de la vacuna Sputnik V, que debían ser enviados a distintos países, entre ellos Argentina. En ese sentido, Rusia confirmó la demora y aseguró que las entregas a las que se habían comprometido se harán.

Sin embargo, aclaró que “su prioridad absoluta en este momento es satisfacer la demanda interna”.

“Efectivamente, como la prioridad absoluta es el consumo interno y la satisfacción de las necesidades internas —la vacunación de la población de Rusia— es en esta prioridad que los fabricantes y nuestros departamentos se están concentrando ahora”, confirmó el vocero a la agencia local rusa RT, lo que explica la demora en la distribución a otros países.

Desde el inicio de la campaña de vacunación la Argentina recibió 7.875.585 dosis Sputnik V del componente 1, mientras que solo llegaron 1.540.160 del 2. Es decir que hay un total de 6.335.425 personas que deben completar su esquema de inoculación.
Por lo que el Gobierno busca “un consenso técnico” para combinar vacunas ante la falta de segundas dosis de la Sputnik V.

“Es una posibilidad (el intercambio de vacunas) que se evalúa desde el primer momento por la dificultad en el acceso, pero lo estamos evaluando”, lanzó la ministra de Salud de la Nación Carla Vizzotti en diálogo con Radio Metro.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry