Con el lanzamiento de la Music Sessions #53, Shakira y Bizarrap se convirtieron el tema principal de conversación en internet. A pocas horas de la publicación del video, millones de personas reaccionaron a la canción y analizaron la letra que contiene duras críticas al ex de la cantante colombiana, Gerard Piqué, y a su nueva pareja.

Las alusiones a la conflictiva separación con el defensor del Barcelona son constantes de principio a fin. En el estribillo de la canción, Shakira compara a Clara Chiara Martí, la nueva pareja de su exmarido, con un Renault Twingo, cuando ella es una Ferrari.

No es la única comparación que hace entre ella y Clara. También dice que la flamante conquista de Piqué es un reloj Casio, mientras que ella es un exclusivo Rolex. En otro pasaje, se refiere a la juventud de Martí —de 23 años— y remarca que ella, que es mayor, vale por "dos de 22" años.

A Piqué le dice que por más que él lo intente y llore, no hay chances de reconciliación porque ella es "una loba" que "no está para novatos" y que le quedó "grande". Más tarde le remarca que tiene "mucho gimnasio", pero le recomienda que "trabaje" también para enriquecer su cerebro.

Uno de los dardos más venenosos que le dedica sostiene que el exfutbolista la dejó "con la prensa en la puerta y la deuda en Hacienda" .


COMPARTIR