El Ministerio de Producción, Industria y Empleo y la Secretaría de la Pequeña y Mediana Empresa y los Emprendedores de la Nación impulsan una convocatoria a fabricantes y elaboradores de alimentos como parte de la implementación de la Ley de Góndolas. El objetivo es sumar a la mayor cantidad posible de empresas, pymes y desarrolladores de productos alimenticios locales para potenciarlos y así puedan llegar a colocar sus artículos en grandes supermercados y autoservicios de la provincia y el país.

“Desde el gobierno provincial contamos con Alimentos Chaqueños, un programa con el que buscamos garantizar que lo que se fabrica y produce en la provincia llegue a los comercios y, al mismo tiempo, a las y los consumidores acceder a esos productos”, explicó este jueves la subsecretaria de Defensa de la Competencia y Comercio Exterior Ludmila Voloj.

La cartera industrial-productiva complementa la convocatoria nacional a esta herramienta que ya permitió la inserción comercial de unos 420 productos. A partir de la sanción y posterior reglamentación e implementación de la Ley de Góndolas, el gobierno nacional y las distintas provincias avanzan en una primera etapa que consiste en la detección e identificación de pymes y empresas fabricantes de alimentos.

La actual convocatoria -que rige hasta el lunes 31 de mayo- posibilitará la creación de un registro mediante el cual luego aquellas firmas inscriptas podrán acceder a asistencia técnica y financiera para potenciar sus productos y alcanzar su inserción en los supermercados.

“En el Chaco venimos trabajando fuertemente con programas y políticas propias, entre ellas Alimentos Chaqueños y la Red de Proveedores Locales que se complementan perfectamente con la propuesta de Nación y la Ley de Góndolas”, expresó Voloj.

La funcionaria detalló que en esta fase inicial, la meta es detectar a todas aquellas pymes dedicadas a la fabricación de alimentos para que en una segunda etapa puedan ya participar de las rondas de articulación y negociación con las cadenas de supermercados, las que -tal lo dispone la Ley 27545- obligatoriamente deberán sumar un cupo de producción local a sus estanterías.

Voloj destacó la importancia de la normativa nacional en relación con Alimentos Chaqueños lo que posibilita a la provincia aprovechar esas regulaciones de manera que los artículos de elaboración local ganen terreno en los supermercados. El programa -que fue puesto en marcha el año pasado- engloba a empresas de origen provincial que fabrican productos alimenticios.

Actualmente son 420 los productos de distintos rubros del sector alimenticio que forman parte del esquema en tanto que el gobierno buscará este año potenciar a partir de las condiciones estipuladas por la legislación vigente. “La Ley de Góndolas nos permite trabajar en sintonía con nuestro propio esquema de desarrollo de los proveedores locales, que se verán beneficiados con las regulaciones favorables a las pequeñas pymes”, agregó.

La subsecretaria señaló que la regulación de los estantes en los supermercados garantiza un importante espacio a las marcas más pequeñas facilitándoles la competencia y presencia en los puntos de venta a lo largo y ancho del país. Entre las ventajas y mejoras que otorga la nueva ley, se destacan la eliminación de barreras de comercialización, regulación de plazos de pago a los proveedores, mejora en la competitividad, ampliación de financiamiento y promoción y difusión de marcas pequeñas.

Que te pareció esta nota?
like
Love
Haha
Wow
Sad
Angry